Daniela García publicó libro
con su testimonio



La estudiante de Medicina de nuestra Facultad cuenta por primera vez detalles de su tragedia y de cómo ha logrado superarla. “Sólo puedo decir, como siempre lo he pensado, que la vida es un regalo maravilloso ¡y vale la pena vivirla!”, dice la joven de 24 años.
 
 
 
A dos años exactos de su caída de un vagón de tren a la vía férrea, la estudiante de Medicina de nuestra Facultad Daniela García publicó un libro con su testimonio sobre el accidente que le le hizo perder sus cuatro extremidades y su posterior y exitosa rehabilitación. “La vida es un regalo maravilloso”, dijo en la presentación de su novela, en el Centro de Extensión de la Pontificia Universidad Católica, y luego se dedicó a firmar ejemplares con las manos que hoy utiliza para hacer su vida normal.
Daniela estremeció a todos con “Elegí vivir”, una novela que lleva el sello editorial de Random House Mondadori y que ya está a la venta en las librerías del país.
“Mis metas siguen siendo las mismas que tuve antes del accidente”, dice la estudiante de 24 años, cuya experiencia es estremecedora, y el camino que escogió, el mejor ejemplo de la superación. Daniela afirma que el amor de su familia, de su pololo y de sus amigos ha sido clave en su proceso. Estuvo meses hospitalizada, debió someterse a varias operaciones y a rehabilitación en la Teletón, además de varias terapias en el Moss Rehab Institute de Filadelfia. Hoy, Daniela asiste normalmente a sus clases en la Escuela de Medicina de la UC y se maneja de manera independiente. Nunca ha considerado los límites, explica. “Todavía quiero llegar a ser una buena doctora. Quiero casarme y formar una familia, ser una buena madre. Pero, lo más importante, quiero ser feliz. Sé que los caminos que debo recorrer serán distintos a los que tenía planeados, probablemente sean más largos, pero eso no significa que no llegaré a donde me lo proponga. Sólo tengo que esforzarme”.
El libro de Daniela fue escrito con la ayuda de Ana María Güiraldes, escritora y editora literaria, y narra su historia desde la noche anterior al fatídico accidente en la vía, cerca de Rancagua. Ella asistía a una jornada deportiva interuniversitaria, y aunque no quería ir porque debía estudiar para una prueba, fue convencida por sus compañeros. “Ahora, a la distancia, creo que mi cuerpo presentía algo, trataba de ponerme sobreaviso”, comenta.
Daniela García Palomer nació en Santiago el año 1980. Estudió en el colegio Andrée English School y hoy cursa quinto año de Medicina. Es la única mujer entre cinco hermanos, del matrimonio formado por el Dr. Cristián García, radiólogo de la Facultad de Medicina UC, y la odontóloga Leonor Palomer.
El 30 de octubre de 2002, un accidente ferroviario, en medio de un paseo universitario, le amputó brazos y piernas. Ahora, por primera vez, cuenta los detalles de su traumática experiencia.

<< INICIO